PARASHÁ MIKETZ

PARASHÁ MIKETZ

Esta semana, Yosef se eleva desde el nivel más bajo de la sociedad, un esclavo encarcelado, hasta el hombre más poderoso de Egipto. ¿Cuál es su truco? El es un visionario. El faraón tiene una serie de sueños perturbadores y no está contento con ninguna de las interpretaciones ofrecidas por sus consejeros. Tan pronto como escucha la interpretación de Yosef, su mente se tranquiliza y lleva a Yosef a dirigir el país. ¿Qué le dice Yosef? Estamos viviendo un buen momento, pero no va a durar mucho y tenemos que prepararnos ahora. Cualquiera puede decirte cuando los tiempos son difíciles, esto es solo ser un Kvetch (quejoso habitual), alguien con un poco de visión puede decirte que las cosas empeorarán. El don profético de Yosef se muestra aquí con su capacidad de saber que los tiempos son buenos ahora.
Todos tenemos la capacidad de percibir que las cosas fueron mejor alguna vez, esta es la moneda principal de la mayoría de los políticos, pero pocos son capaces de reconocer que las cosas van bien cuando están bien. Vemos la visión de Yosef en pantalla completa cuando le dice al Faraón que esta vez es un buen momento. Yosef imagina tan plenamente una época de prosperidad y abundancia que puede llevar al faraón y su séquito al mismo mundo. La mayoría de las personas hoy en día pueden reconocer el tiempo anterior al virus Corona como un buen momento, ¿pudimos verlo entonces? ¿Podemos utilizar esta experiencia para volvernos sensibles al bien que a menudo escapa a nuestra percepción? El poder profético de Yosef no era la capacidad de ver el futuro, más bien era conocer el bien manifestado en el presente.

¡Shabat Shalom y Jodesh Tov!

Rav Yehoshua Ellis

Emissario di Shavei Israel en Varsovia, Polonia.

Comments

comments